NIÑOS PRECOCES DEL SIGLO XX

Jackie Coogan: The Kid

En 1921, el actor y director de cine Charles Chaplin eligió a Jackie Coogan, un niño de siete años a quien había descubierto en un teatro de variedades bailando el shimmy, para actuar en el filme The Kid, como su coprotagonista. La repercusión del trabajo de Coogan fue inmensa. Inmediatamente participó en una adaptación cinematográfica de Oliver Twist, la novela de Dickens.

Su figura quedó asociada a la promoción de una serie de mercancías aptas para el consumo infantil, tales como golosinas, juguetes, silbatos, papelería. Organizaron giras internacionales que lo obligaron a recorrer el mundo y fue presentado a las grandes personalidades de la época. Tuvo imitadores como Scotty Beckett, el actor infantil de la serie Our Gang. Ganó cerca de cuatro millones de dólares, cantidad que fue dilapidada por su madre y el padrastro, a quienes debió demandar ante la justicia. Al crecer, todo eso quedó en el pasado. Coogan había dejado de encantar a la audiencia masiva cuando se convirtió en adolescente. Debió esperar casi medio siglo para obtener personajes secundarios en series de televisión.

Judy Garland

Frances Gumm nació en el mundo del espectáculo teatral donde participaban sus padres y a los tres años, en 1922, formaba un trío con sus hermanas, The Gumm Sister Kiddie Act. Al llegar la adolescencia, el trío se había disuelto, Frances se llamaba Judy Garland e iniciaba su carrera de solista en Hollywood. En 1935 consiguió su primer contrato con la empresa Metro-Goldwin-Mayer. En 1938, a los dieciséis años, le asignaron el rol de Dorothy en El Mago de Oz, a pesar de que el estudio la consideraba fea (sufría de escoliosis). El médico del estudio la alentó a ella (como a tantos actores) a consumir anfetaminas y somníferos para sobrellevar las difíciles condiciones de trabajo. Para Garland, ese consumo se volvió adictivo y terminó por arruinar su vida profesional y privada, causándole la muerte.

Mickey Rooney interpretó su primera película a los seis años de edad, en 1926. Era hijo de una pareja de actores de variedades que lo utilizaban en su rutina y para ello le enseñaron a cantar, bailar y actuar. A los doce adoptó el seudónimo por el que habría de ser conocido durante ocho décadas de trabajo continuado en el teatro, el cine y la televisión.

Shirley Temple

La rubia Shirley Temple comenzó a trabajar en el cine a los tres años, en 1931, interpretando cortos sonoros donde se parodiaban situaciones de adultos. En 1933 sus padres firmaron un contrato con la 20th Century Fox, productora en la que permaneció hasta 1940, para protagonizar docenas de películas que la audiencia masiva adoraba. Durante cuatro años fue la figura del mundo del espectáculo que produjo mayores ganancias para la industria de Hollywood. En torno a su figura prosperó una serie de mercancías: publicaciones, alimentos, muñecas, ropas, accesorios, discos. Al llegar a la adolescencia, la fascinación que ejercía sobre su audiencia desapareció. Temple se apartó del cine antes de cumplir los veinte años, retornó sin demasiado éxito a la televisión, formó una familia y dedicó el resto de su vida a la política.

Pierino Gamba

En 1945, apenas concluida la Segunda Guerra Mundial, Pierino Gamba, hijo de un violinista italiano, se presentó como director de la orquesta sinfónica de la Ópera de Roma a los ocho años. Para impresionar a la audiencia, dirigía vestido con pantalones cortos y medias que le cubrían las pantorrillas (pero no usaba corbatas) hasta muy avanzada la adolescencia, época en la que hubiera debido adoptar un atuendo menos anacrónico. Gamba actuó con otro niño prodigio, el violinista Yehudi Menuhin. Continuó dirigiendo orquestas sinfónicas con menor éxito, durante la edad adulta.

Bobby Fischer aprendió a jugar ajedrez a los seis años, en 1949, a partir de las instrucciones que acompañaban a un juego que le regaló su hermana. Sus padres se habían divorciado cuando él tenía dos años. A los siete años se inscribió en un club de ajedrez de Brooklyn. Asistió con dificultades a la escuela secundaria hasta los 13 años, aunque se retiró sin graduarse. John Collins, entrenador de otros famosos jugadores de ajedrez, lo tomó como alumno y asumió un rol paternal durante la adolescencia de Fischer. A los 14 años había ganado el campeonato de los EEUU y jugado la Partida del Siglo. A los 15 años era considerado Gran Maestro.

En el cine de la España franquista, sometida a una rígida censura ideológica desde el final de la Guerra Civil, los niños actores y cantantes protagonizaban comedias o melodramas que evitaban cualquier referencia a los conflictos contemporáneos, de acuerdo a un esquema que había impuesto el cine de Hollywood. Pablito Calvo apareció en Marcelino, Pan y Vino, cuando tenía seis años, interpretando a un huérfano de cinco, crecido entre los monjes de un convento que cumplían roles paterno y materno. Calvo interpretó nueve filmes entre 1955 y 1962. La llegada de la adolescencia, con los cambios físicos inevitables, marcó el fin de su carrera de actor.

Minou Drouet

Las cartas y poemas de Minou Drouet, nacida ocho años antes, se difundieron entre artistas y editores franceses que discutían acerca de la autoría. Jean Cocteau afirmó que se trataba de una enana de 80 años. ¿Era ella quien escribía esos textos, o le habían sido dictados por su madre? En adelante, las entrevistas concedidas por la niña fueron hechas sin la presencia de su madre, y luego escribió en público sus poemas. Para ser admitida en la Sociedad de Autores, fue encerrada en una habitación, con un listado de temas que podía utilizar, y antes de media hora había redactado un poema. El mismo desafío fue superado ante las cámaras de la televisión. Gallimard publicó el libro de poemas, que no por casualidad resultó un best seller. Luego Minou estudió canto y música. Dos años de su adolescencia estuvieron dedicados a cuidar a su abuela enferma. Escribió libros para niños y un recuento de las experiencias de sus primeros años.

Todos los niños son geniales, excepto Minou Drouet. (Jean Cocteau) 

Víctima propiciatoria sacrificada para que (…) la poesía, el genio y la infancia, en una palabra el desorden, sean domesticados sin demasiado gasto y para que la auténtica rebelión, cuando aparezca, encuentre el sitio que le corresponde en los diarios (…). Minou Drouet es la niña mártir del adulto enfermo de lujo poético, la secuestrada o la raptada de un orden conformista que reduce la libertad al prodigio. (Roland Barthes: Mitologías)

 Las historias de niños célebres, explotados por los medios, repiten el mismo esquema de ascenso fulgurante y caída en el olvido. En 1956, Joselito fue el nombre con el que se conoció al cantante y actor José Jiménez Fernández, protagonista del filme español El Pequeño Ruiseñor. Hay dudas sobre su edad en ese momento. Para algunos, tenía nueve años, mientras que para otros eran trece. Joselito participó en quince películas producidas en España y México. Luego, su voz cambió, el público le dio la espalda y él desapareció durante los siguientes treinta años. Era demasiado bajo para interpretar personajes protagónicos en el cine, su voz no resultaba tan agradable como había sido y debía enfrentar la competencia con otros cantantes adultos mejor dotados vocalmente.

En 1960, la cantante y actriz española Marisol, de doce años, protagonizó su primera película, Un rayo de luz. Se convirtió de un día para el otro en una figura emblemática del cine escapista de un régimen autoritario. Llegó a cantar para el dictador Francisco Franco. Al superar la adolescencia, ella misma decidió cambiar su nombre artístico para utilizar el de Pepa Flores, su nombre real y abandonar los roles triviales que le habían dado fama, para incursionar en roles dramáticos. Se convirtió en una figura comprometida con la izquierda española, que apoyó a los rebeldes sandinistas de Nicaragua y distintas causas benéficas.

Acerca de oscar garaycochea

Dramaturgo, guionista de cine, libretista de TV, docente especializado en dramaturgia audiovisual, blogger empecinado en aprovechar lo que le queda de vida en comunicarse.
Esta entrada fue publicada en Explotación infantil, Talentos infantiles y etiquetada , , , , , , , , , , . Guarda el enlace permanente.

Deja un comentario

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s